Qué ver y qué hacer en Miami para estudiantes

Ocean Drive de nocheHoy toca despedida agridulce porque dejamos Miami y ha sido muy poco tiempo, pero también estamos contentos porque ¡por fin vamos a Nueva York!

Así que hoy haremos un poco de resumen de nuestras actividades ‘extra-escolares’ por Miami. La verdad es que aquellos que piensen que Miami es la típica ciudad de Playa dónde solamente puedes tomar el sol y comer marisco, se equivocan. Nosotros mismos estamos sorprendidos de haber encontrado una ciudad tan carismática y con una personalidad tan especial, y eso que no hemos visto todo.

Cocowalk: compras en Coconut Grove!Miami Beach es mi zona favorita. Es dónde está Rennert South Beach y nuestro apartamento, y es perfecta para aprender inglés: la playa a cinco minutos, bonitas vistas al Downtown Miami, gran variedad de tiendas y restaurantes, de gran calidad y relativamente a buen precio para ser una zona tan turística. La gente es muy amable, y siempre estarán dispuestos a charlar contigo en cuanto sepan que estás aprendiendo inglés, por lo que es una forma genial de practicar el idioma con nativos. Aquí es dónde está Ocean Drive (ya os hablamos de ello en otra entrada), la calle con más edificios Art Déco del mundo, escenario de muchas películas y que por la noche tiene un ambiente inigualable!

Al ritmo de Little HavanaOtras zonas interesantes de ver son el Downtown Miami (la zona ‘financiera’ con altos edificios de lujo, que dibujan el perfil de la ciudad desde la costa); Little Havana, una zona también con mucha personalidad dónde se pueden comer los mejores sándwiches cubanos y comprar cigarros y puros de Paseo por Bisayne Bay con el skyline de Miamicalidad; Coconut Grove, una bonita zona comercial con muchas tiendas y un centro comercial muy bonito: CocoWalk. También es muy bonito de visitar Coral Gables, un barrio de casas de lujo con sus propias marinas en unos ríos que llevan al océano, y con algunas edificaciones históricas importantes.

La casa de Julio Iglesias en la Isla de las EstrellasMención a parte para el ‘tour de las estrellas’. La verdad es que es bonito navegar por Biscayne Bay, con todas las islas naturales y artificiales llenas de casas de lujo, y porque además ves un perfil de la ciudad de Miami desde un punto de vista único. También aprovechan para decirte de quién es cada casa (os adjuntamos foto de la de Julio Iglesias ;P), pero la verdad es algo caro para ‘lo que es’ (un ‘yate’ apretado de orturistas y casi no puedes moverte para hacer fotos porque tapas la vista a los demás). Así que mejor mirad varias opciones que sean más cómodas o si no, económicas (a nosotros nos los gestionó U.S. Tours).

Paseo por los EvergladesPor otro lado, una de mis ‘ilusiones’ era pasear por los Everglades con los Airboats y ver la fauna y flora de ‘La Florida’ (como ellos lo llaman), en concreto, cómo no… ¡alligators! O lo que es lo mismo, caimanes. Seguro que todos tenéis en mente ese famoso capítulo de los Simpsons  en el cual toda la familia se da un paseo por el río y casi ‘matan’ a un cocodrilo… ¡pues es exactamente lo mismo!

Baño en el Atlántico con el fondo de MiamiPor último, y como despedida, nos quisimos bañar en el Atlántico. Aunque no lo parezca… el tiempo ‘errático’ de Miami hacía difícil ir a la playa… cada dos por tres había algunas tormentas. Pero finalmente nos pudimos bañar en un tramo de Biscayne Bay (camino al Acuario, un pequeño paraíso con hermosas vistas a Downtown Miami) y también el último día por la tarde en Miami Beach.

Martí y yo en el yateEsto es un poco todo por encima. Se nos quedaron algunos sitios pendientes por visitar como la Mansión Vizcaína, los Zoos, los Cayos de Florida, los ‘Shopping Mall’ enormes… pero bueno, sin duda si podemos… ¡volveremos!

Ahora a ver qué nos depara New York. ¡Nos leemos!